En un pequeño poblado de Estados Unidos se realizó un aterrador descubrimiento que conmocionó a gran parte del estado de California.

Y es que no era para menos, luego de hacer una revisión al interior de un refrigerador de supermercado encontraron el cadáver congelado de uno de los empleados que había sido reportado como desaparecido.

El cuerpo de Colin Cole, empleado del supermercado fue encontrado por una de sus compañeras de trabajo quien, luego de encontrar le cadáver, alertó a las autoridades locales.

La chica relató a medios locales que apenas comenzaba su turno, comenzó a buscar a su compañero y lo localizó al interior de uno de los refrigeradores.

(6 , 1)