Redacción MX Político.- Familiares de tres profesores adheridos a la sección 20 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) en Nayarit, señalaron públicamente y ante instancias defensoras de Derechos Humanos, a autoridades estatales por la detención arbitraria y/o privación ilegal de la libertad de estas personas, a partir de su oposición a la aprobación de una ley laboral que dicen, afecta sus derechos, y en el marco de un paro laboral para manifestarse.

Fueron los maestros, Moisés Martínez Flores, José María Ruiz Covarrubias y Osiris Maldonado de la Paz quienes el domingo pasado fueron detenidos sin órdenes de aprehensión, en la víspera del paro laboral que previeron distintos sindicatos de Nayarit para manifestarse en contra de la aprobada Ley de Justicia y Derecho Laboral; cabe destacar que los dos primeros salieron en libertad este martes, tras tramitar amparos, y el tercero, aparentemente tiene otro tipo de situación legal.

Belén Martínez, hija de Moisés Martínez, secretario de Asuntos Escolares, dio a conocer que no hubo claridad sobre la detención, además de que advierte, días antes, el profesor había realizado transmisiones a través de sus redes sociales, explicando los inconvenientes de la Ley aprobada el 26 de mayo, y convocando al paro laboral.

“Ellos (la policía) dicen primero que su camioneta tiene un reporte de robo, tenía las llaves y muestra un documento que avala que es su camioneta; un vecino que trabaja en tránsito le dijo que no hay reporte de robo, después dijeron que porque su camioneta estaba involucrada en un accidente de transito y había personas lesionadas porque mi papá estaba en estado de ebriedad y que atropelló a unas personas, mi papá nunca ha tomado y venía de un velorio, entonces para nada era esa la versión, pero se lo llevaron y su esposa empezó a grabar”.

Dijo que no le permitieron verlo, conocer los cargos, y que finalmente, hasta el lunes a las 9 de la mañana, se conoció que estaba detenido por resistencia de particulares, al no detenerse cuando los policías le marcaron el alto en un retén, afuera de su calle.

Finalmente, Belén Martínez afirmó que tras la visita de organismos de defensa de derechos humanos, se logró que las autoridades aceptaran el amparo y se diera su liberación, aunque a la familia, policías les comunicaron que investigarían de otra manera a su padre, para saber si tenía delitos pendientes.

“En la noche llegó derechos humanos y nos informaron que no presentaba golpes y uno de los tres maestros sí, y tuvieron que levantar un acta para que entraran abogados para atender a mi papá; el día de hoy a eso de las 12 dejaron a mi papá en libertad y nos comentó que no lo trataron mal, y que le decían que les daba mucha pena pero que la orden venía de arriba”, indicó.

En este marco, el fiscal general Petronilo Díaz Ponce Medrano dijo a medios de comunicación locales que desconocían la situación y que por el sigilo de las investigaciones no podían dar detalles. Esta reportera buscó vía telefónica al secretario general de gobierno, Juan Echeagaray, sin éxito.

Cabe destacar que en el marco de las manifestaciones contra la Ley Laboral, el Sistema Local Anticorrupción denunció ante la fiscalía nayarita, a la dirigente del Sindicato Único de Trabajadores al Servicio del Estado y Municipios (SUTSEM) por presunto enriquecimiento ilícito, a partir de una presunta denuncia anónima de miembros del sindicato; también fueron denunciados 37 regidores que cobrarían en distintas nóminas.

jpob

(6 , 6)