Redacción MXPolítico.-Durante milenios los humanos hemos tenido la fascinación por describir, imaginar o tal vez describir a seres de otros mundos o de otras dimensiones. La historia de la humanidad esta llena de estos ejemplos desde los científicos hasta los de ciencia ficción.

Cuando era un adolecente tuve la oportunidad de vivir un par de meses en una playa casi virgen en la península de Yucatán. En ese pequeño poblado recuerdo haber visto una luz pasar a alta velocidad en el cielo del mar caribe, dicho objeto no emitía ningún sonido pero parecía moverse de manera diferente a lo que sería el típico modo de un avión o cohete. Días después supe que habían enviado a los famosos aviones espía de Florida a Panamá para sacar del poder al Presidente Noriega, que en esa época eran secretos militares. Hasta la fecha no se si eso es lo que vi en el cielo caribeño pero aún recuerdo que no había ruido de turbinas y que dichos aparatos seguían un patrón poco convencional.

EL PENTÁGONO REVELA DOCUMENTOS CONFIDENCIALES

El pasado miércoles el órgano militar conjunto de los EUA llamado “Pentágono”, dio a conocer un “informe preliminar” sobre encuentros con naves aéreas no identificables.

El informe contiene parte de los encuentros o avistamientos con los llamados “objetos voladores no identificados” declarados únicamente por La Naval – THE NAVY- y tan sólo por un periodo que abarca 18 meses. Del 2017 al 2019, lo anterior a pesar de que esta conformado por documentos de dos décadas y de varias agencias militares e EUA.

Es decir que cuando menos faltaría saber lo que ha detectado la, el Ejército, la Fuerza Aérea y claro la reciente mente creada “Fuerza Espacial”. Más aún, loes encuentros informados son de un periodo muy corto, lo que implica que muchos otros informes del pasado no han sido hechos públicos en este documento.

El informe fue presentado al Congreso de los EUA como respuesta a un creciente reclamo social y una nueva curiosidad política de la administración pasada, que se había planteado desde el 2020 pero que naturalmente fue puesto en pausa por las elecciones y la pandemia.

El Grupo de Trabajo para la investigación de los fenómenos aéreos no identificados, “UAP” por sus siglas en ingles, fue creado el pasado mes de agosto, informó que en ese periodo -18 meses- se detectaron 143 “fenómenos” de objetos voladores con tecnología que según ellos, no es conocida ni aún explicable con nuestros conocimientos sobre la física o la aeronáutica.

El grupo de trabajo fue creado para “…detectar, analizar y catalogar…”, este tipo de acontecimientos y para obtener información, sobre la naturaleza y orígenes del fenómeno de los objetos voladores no identificados u “OVNIS”, informó El Pentágono.

Recordemos que esta el la versión pública, una versión “clasificada” fue entregada a los legisladores de alto rango con algunos días de anticipación.

El informe indica que los vehículos aéreos vuelan a muy altas velocidades y no parecen emitir el clásico ruido de los cohetes o de los aviones, incluso señalaron que algunos de ellos alcanzan velocidades superiores a la del sonido, pero no emiten el típico estruendo que nosotros conocemos similar al de un trueno constante.

Los pilotos testigos de estos encuentros han señalado que estas naves no emiten smog. Es decir que no usan combustible fósil. Los avistamientos se han centrado en zonas cercanas a las bases militares y a los barcos de la armada de los EUA.

El informe aclara que estos 143 eventos ya fueron depurados para descontar objetos como globos metalizados de meteorología, aeronaves con tecnología militar conocida nacional o extranjera.

Pero el miso grupo informó que no descartan que China o Rusia pudiesen ser los dueños de la misma, sin embargo fueron claros en “no descartar” que los mismos sean parte de una tecnología extraterrestre.

EL MIEDO A LA CRÍTICA

Muchos de los informes y las encuestas al interior de las fuerzas armadas de los EUA indican que la mayoría de los pilotos prefieren no informar sobre estos sucesos ante el temor de ser criticados o ridiculizados. Lo anterior abona a la idea de que si en un lapso tan corto se han confirmado 143 encuentros con equipos no conocidos, dichos avistamientos deben ser mucho más comunes de lo que se ha querido admitir.

Muchos de los políticos de alto nivel han hablado o dado respuestas a medias sobre este asunto, incluso algunos de ellos han sido criticados y ridiculizados por sus críticos obligándolos ha retractarse.

En mayo del 2020 la curiosidad pública obligó incluso al Barack Obama a responder en una entrevista televisiva –ya como ex presidente- sobre su información al respecto y dijo que según lo que a él le habían informado en su época no había ningún laboratorio secreto en ningún lado, pero que en efecto había vuelos con tecnología que no se podía explicar.

En el 2016 el coordinador de la campaña de Hilary Clinton informó que de ser electa haría pública la información que se tuviese. Más adelante el Presidente Trump confesó que “…no podía dar a conocer detalles de la información que tenia sobre este asunto ni a sus propios hijos…” “pero es muy interesante” aseguró el ex mandatario, pero se comprometió a crear ese grupo de trabajo “UAP” que publicaría lo que fuese posible.

Según legisladores Republicanos y Demócratas este informe ayudará a acabar con el “estigma” de hablar o de informar sobre los famosos “Ovnis” o “UFOs” por sus siglas en Ingles.

En marzo el ex congresista John Ratcliffe, quien hasta el 2021 tuvo a su cargo el comité de supervisión de las 18 agencias de inteligencia de los EUA dijo que “ha habido muchos más avistamientos de los que se han hecho públicos”. “son objetos –voladores- que han sido vistos por nuestros pilotos de la fuerza aérea o de la naval, e incluso detectados por nuestros satélites” aseveró el también ex consejero presidencial.

El ex jefe de staff del Presidente Clinton John Podesta, amigo y asesor de Joe Biden dijo que hasta hace muy poco el hablar de estos fenómenos era un suicidio político, pero que el Presidente debía formar un grupo de trabajo dentro de la Casa Blanca para abordar este asunto tan importante.

THE SPACE FORCE

¿Israel saca del Closet a EUA? De los callejones de la ciencia ficción o de los agentes de negro, a los salones de la Casa Blanca a las platicas de empresarios en Wall Street y pronto a la ONU. Los temas de los OVNIS y de la vida extraterrestre han salido del ámbito de la “locura” o de la “fantasía” y pasan al de la conversación “normal”.

Haim Eshed ex Director de los servicios espaciales del ejército israelí y parte del comité de expertos de la agencia espacial de dicho país, declaró hace un par de meses que Washington y su país tienen firmado un acuerdo secreto para que la agencia de Israel realice estudios y experimentos sobre estos “fenómenos” en aquel país. Dicho acuerdo habría sido firmado por el ex presidente Trump. Según este mismo ex militar de alto rango, EUA habría sopesado la opción de hacer pública esa información pero se decidió no hacerlo para evitar la histeria pública. Según algunos, Trump habría sido convencido por militares y senadores de alto rango de no hacer dichas declaraciones en medio de la pandemia y de una carrera presidencial para evitar que se tomase como parte de una estrategia de distracción ¿Será?

En el 2007 el Senador Demócrata por Nevada Harry Reid propuso y consiguió que se designase una parte del presupuesto militar para acumular información sobre lo que en esa época se llamó la “amenaza del fenómeno de tecnología aérea avanzada”. Recordemos que en ese Estado se encuentra la afamada “área 51” en la que muchos creen que se encuentran las evidencias de los contactos con otros mundos, restos de naves y hasta seres extraterrestres.

El Senador por Florida Marco Rubio declaró que para él este es un asunto serio de seguridad nacional “saber si es Rusia china o alguien más” quién tiene esa tecnología tan avanzada.

En 1982 el presidente Ronald Reagan creo dentro de la fuerza aérea de los EUA una división dedicada a los asuntos del Espacio, naturalmente era la aliada natural a la NASA que hace misiones civiles. Es curioso que el californiano ex actor y con poca trayectoria política haya puesto atención en este asunto y que otro no político haya dado el siguiente paso. El 20 de diciembre del 2019 a unas semanas del inicio de la pandemia, Trump creo la sexta rama de las fuerzas armadas de los EUA. La Llamada Space Force que esta coordinada por la oficina del propio vicepresidente de los EUA ahora Kamala Harris quien en la campaña se burló de dicha creación pero que ahora es parte de sus áreas de responsabilidad.

Esta fuerza esta reclutando activamente en www.spaceforce.mil a jóvenes y adultos de mediana edad, incluso de otros países, para conformar un equipo que a la fecha cuenta con 13,500 pilotos aviadores, 2,501 guardianes, -grado superior al de los pilotos- y 77 aeronaves de todo tipo, incluidas por supuesto las que pueden volar a la estratosfera y los controles militares de los satélites de los EUA incluido el famoso GPS.

Finalmente en estos días el nuevo Director de la NASA Bill Nelson declaró “…no sabemos si son extraterrestres. No sabemos si son enemigos…” aseguró el también ex astronauta y ex Senador por Florida.

VIRGIN GALACTIC

Muy pronto miles de personas podrán viajar a la orbita terrestre con los servicios de Virgin Galactic, Blue Origen o Space X, empresas que ya tienen programados sus primeros vuelos “turísticos” durante los próximos meses, esto seguramente aumentará el numero de avistamientos por lo que es muy posible que estos informes se estén adelantando a lo que podría ser un video particular de un “ovni”.

SUPER SÓNICOS SEGUNDA GENERACIÓN

Mientras tanto en tierra, las empresas aeronáuticas reeditan los aviones supersónicos de pasajeros, con lo que será la nueva era de los vuelos como el famosos “Concorde” pero con menores emisiones por uso de combustible y mayor capacidad de pasajeros. Las empresas involucradas se comprometen a tener resultados en los próximos 2 años.

En resumen estamos a un paso de conocer nuevas tecnologías muy distintas a las que hoy usamos sean terrestres o extraterrestres. La tecnología de la física cuántica podría estar relacionada o tal vez la magnética, pero no deja de ser muy interesante saber que hay naves volando a velocidad supersónica sin emitir ruido por la barrera del sonido o dejar rastro de humo por el combustible.

Los avistamientos del informe son en zonas militares porque es la naval la que lo elaboró pero seguramente si hubiese tecnología para detectarles o para gravarles, estos avistamientos serían reconocidos por otros en muchos lugares más.

Autor: Jorge López Portillo


Los comentarios emitidos en esta columna son responsabilidad de sus autores y no refleja la posición del medio.

(8 , 8)