Redacción MXPolítico.- Hasta un día antes de la jornada electoral del pasado seis de junio, se auguraba, bajo un análisis racional, que las cosas no irían nada bien para la 4T veracruzana pero… 

Pero contrario a lo supuesto, Cuitláhuac García se alzó como el gran vencedor del proceso, bajo cualquier cantidad de triquiñuelas, entregó buenas cuentas al patrón. 

De esta forma, atrás quedaron los tiempos aciagos en los que se afirmaba que sería reemplazado por su incompetencia, cuestión que lo constituía en un lastre tremendo para el proyecto del presidente López Obrador. 

Ahora, hay quienes especulan que su reposicionamiento le alcanzaría para imponer a su sucesor evitando, con ello, un centralazo. El asunto no suena descabellado a menos… 

A menos que el factor Dante se atraviese. Veamos. 

Días atrás señalamos que, los siete puntos porcentuales obtenidos por el Movimiento Ciudadano, más su treintena de diputados, serán clave para los trabajos legislativos del resto del sexenio y para un eventual choque, entre dos alianzas, en la próxima presidencial. 

¿Qué tal si Dante Delgado decide juntarse con AMLO y entre sus exigencias pide mano para elegir al aspirante a gobernador de Veracruz? 

Para nadie es un secreto que controlar el poder desde Xalapa, de nueva cuenta, es una asignatura pendiente del alvaradeño por lo que, para concluir la hipótesis, preguntamos: ¿le importaría a YSQ y su ‘delfín(a)’ dejar a Cui fuera de la toma de decisiones? 

Mucho tememos que les valdría, total y absolutamente, sombrilla. C’est la vie

Autor: Javier Roldán Dávila 

____

Los comentarios emitidos en esta columna son responsabilidad de sus autores y no refleja la posición del medio.

(10 , 1)