Demoledora definición: la erosión democrática responde al avance de la corrupción.

Redacción MX Político.- Ciro Murayama, consejero del INE y quien no se anda por las ramas, lo dijo durante su participación en la trigésima quinta edición de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, en el 10º Seminario Internacional Corrupción y Política en América Latina: Pesos sin contrapesos.

“Estamos en un auge de la corrupción institucionalizada desde el poder concentrado que debilita a las agencias de vigilancia y de contrapeso. Esta expansión de líderes autoritarios que habiendo ganado elecciones dañan los sistemas democráticos en Turquía, Hungría, Polonia, Brasil, Estados Unidos o Nicaragua, es también un momento de opacidad, de debilitamiento de normas e instituciones, de la rendición de cuentas”, señaló.

Durante la presente administración el INE y dos de sus consejeros, Lorenzo Córdova y Ciro Murayama han estado en el vórtice del torbellino. Han sido acusados de ser enemigos de la democracia, de servir a los neoliberales, de no reducir sus salarios. Un largo etcétera acompaña a los señalamientos.

Sin embargo, ambos personajes no se amedrentan por las descalificaciones encabezadas por el presidente de la República y secundadas por el dirigente nacional del partido oficialista, Morena, y sacan a relucir todo el conocimiento incrementado durante los años que llevan siendo parte del Consejo General del INE.

Con tino de tirador experimentado que acierta al blanco, Murayama aprovechó el foro para apuntar: el momento en que la democracia mexicana se encuentra y los riesgos frente al debilitamiento intencional del árbitro electoral, de su independencia y de su papel fiscalizador.

Sus palabras solamente ratifican el temor que tiende a generalizarse entre la población: el presidente de la República quiere acabar con todas las instituciones autónomas constitucionales, porque no las puede controlar.

La visión de Murayama la compartimos millones de mexicanos que atamos mensajes, acciones, comportamiento, decisiones presidenciales.

No se trata de una campaña en contra de Andrés Manuel López, ciudadano, sino la crítica respecto de su actuar como Presidente de una nación que tiene proyecto desde Juárez y que se fortaleció con la Revolución.

Si el Presidente, no el ciudadano, insiste en descalificar el actuar de la autoridad electoral integrada por el INE y el TEPJF, en aras de imponer cambios absurdos y arbitrarios, el camino tiene un final: el inicio de una mala copia de la etapa de Porfirio Díaz

El huésped temporal de Palacio Nacional dice que es un demócrata y actúa como autócrata. Un demócrata sabe respetar la ley. Obliga su cumplimiento. Un autócrata no admite disenso. Su filosofía es la sumisión.

Sí, Murayama tiene razón en todo y lo resaltante sin, duda, el riesgo que vive la democracia.

Corrupción Mata Democracia… y la de ahora, que no s neoliberal sino morena y de izquierda, es de lo peor que hemos vivido. Aunque haya golpes de pecho desmintiendo. Los hechos están a la vista.

Salvo que alguien tenga otros datos.

E-mail: jesusmichel11@hotmail.com, Twitter: @misionpolitica, Facebook: Jesús Michel y en Misión, Periodismo sin Regaños martes y jueves de 16 a 17 horas por el 760 de Amplitud Modulada.

  • — –

Los comentarios emitidos en esta columna son responsabilidad de sus autores y no refleja la posición del medio.

(14 , 1)