López Obrador destacó que a partir de la negación al golpe de estado de Victoriano Huerta, el Ejército Mexicano ha defendido la legalidad, la democracia y ha hecho valer la justicia.

Redacción MX Político.- Durante la conmemoración del 112 Aniversario del inicio de la Revolución Mexicana y fungir como orador principal en la ceremonia efectuada en la Plaza de la Constitución, López Obrador destacó que “el comportamiento de la oposición durante el gobierno democrático del presidente Madero, es muy aleccionador de cómo los de arriba, los oligarcas, la mayoría de la prensa, intelectuales acomodaticios, suelen ser amigos de mentira y enemigos de verdad (…) “

Hizo el mandatario durante su alocución, un recuento de los errores que precipitaron el derrocamiento de Francisco I Madero, quien no consolidó sus vínculos con el pueblo, el presidente Andrés Manuel López Obrador sostuvo que “la traición contra Madero ayuda a entender por qué de nuestra estrategia política. Si no estuviéramos respaldados por la mayoría del pueblo ya nos habrían derrotado los conservadores o sometido a sus intereses para convertirnos en títeres o peleles, quienes ya se habían acostumbrado al poder y se sentían los dueños de México”.

Luego vino una nueva exhaltación del papel de las fuerzas armadas. Con las reformas legales recientemente aprobadas solo mantendrá sus tareas de salvaguardar la soberanía nacional sino que ” nos van a ayudar con las tareas de seguridad pública como cuerpos de paz y de justicia”.

López Obrador fue el orador principal e hizo un repaso del surgimiento de las modernas fuerzas armadas, a partir del no reconocimiento del general Victoriano Huerta, tras perpetrar el cuartelazo contra Madero, por parte de Venustiano Carranza.

El jefe del Ejecutivo destacó que a partir de la negación al golpe de estado de Victoriano Huerta, el Ejército Mexicano ha defendido la legalidad, la democracia y ha hecho valer la justicia. “A lo largo de su historia es más lo bueno que sus errores o sus manchas, muchas de ellas no atribuibles a los mandos militares sino a los mandos civiles que indebidamente han utilizado a las fuerzas armadas para reprimir al pueblo”.

hch

(38 , 38)