Redacción MX Político.- Durante la tarde del viernes, el dirigente del Partido Acción Nacional (PAN), Marko Cortés, dio a conocer su candidato para las próximas elecciones a la gubernatura del Estado de México: Enrique Vargas del Villar.

Sin embargo, lo que llamó la atención de dicho anuncio es que no habló de ir con la coalición Va por México que integra con los Partidos Revolucionario Institucional (PRI) y el de la Revolución Democrática (PRD) para la contienda por el bastión priista en el 2023.

Ante este panorama, el Frente Cívico Nacional (FCN) y su Capítulo Estado de México, hicieron un llamado a los partidos de la coalición y al Movimiento Ciudadano (MC) a mantenerse unidos en contra del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

A través de un comunicado compartido en redes sociales pidieron que se privilegie la unidad para que se elija una buena candidatura para el Estado de México y que esta sea electa por medio de un proceso democrático, a diferencia de Delfina Gómez, candidata de Morena.

Respecto a este nombramiento se mostraron en contra señalando que se trataba de una imposición “disfrazada de encuesta”.

Para justificar el llamado a la unidad, argumentaron que en elecciones pasadas “los partidos de oposición, juntos en coalición, obtuvieron excelentes resultados de la mano de la ciudadanía”. En cambio, no fue tan esperanzador el panorama cuando estos decidieron irse por caminos separados.

“Mientras que en el 2022, en algunos de los estados donde se renovaban gubernaturas, prevalecieron los intereses de algunos grupos que decidieron ir solos facilitando el triunfo de Morena”

Y aseguraron que las encuestas apuntan a que los partidos en coalición tienen más probabilidades de ganar que si lo hacen por separado lo que causaría que “el gobierno federal y su movimiento saldrán fortalecidos” y con el triunfo electoral en el 2023.

Por este motivo llamaron a formar una Gran Alianza Electoral y de Gobierno en el Edomex; también a privilegiar el diálogo, la sensatez, la generosidad, para adoptar la experiencia de gobierno de las y los posibles candidatos y las preferencias electorales de los ciudadanos.

“La participación independiente de cada partido político no garantiza el triunfo, al contrario, dispersa el voto y facilita el avance de un movimiento que ha probado su ineficacia en las tareas de gobierno”, señalaron en el comunicado.

Por lo que se dijeron convencidos de que los partidos de oposición en conjunto con organizaciones de la sociedad civil y las y los mexiquenses ganarán el estado.

“¡Una derrota de la oposición en el Estado de México por anteponer intereses de partido a la defensa de la democracia nacional sería un paso hacia la derrota en 2024 y un peldaño más hacia el autoritarismo que Morena tiene como objetivo principal!”

jpob

(18 , 18)