Redacción MX Político.- El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) encabezó este lunes 19 de septiembre la ceremonia de izamiento a media asta de la Bandera de México en memoria de las víctimas de los sismos de 1985 y 2017 en la Plaza de la Constitución de la Ciudad de México (CDMX).

En punto de las 7:15 horas (tiempo del centro de México), el mandatario mexicano salió de Palacio Nacional, junto con funcionarios del Gobierno federal, para asistir al izamiento del lábaro patrio en memoria de los afectados por los sismos de magnitud 8.1 en 1985 y el de magnitud 7.1 en 2017, ocurridos en la misma fecha.

Durante el evento, el jefe del Ejecutivo federal guardó un minuto de silencio en memoria de las personas que perdieron la vida a causa de los sismos, al tiempo que integrantes de la Banda de Guerra de la Armada de México entonaron el Toque de Silencio; tras finalizar, los elementos ejecutaron el Himno Nacional, en presencia de personal civil integrante de cuerpos especiales de rescate.

En la ceremonia, el presidente estuvo acompañado por el titular de la Secretaría de Gobernación (Segob), Adán Augusto López; la secretaria de Seguridad de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), Rosa Icela Rodríguez Velázquez; y la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo.

Así como los secretarios de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), Luis Cresencio Sandoval y el de la Marina, Rafael Ojeda Durán; además del comandante de la Guardia Nacional, Luis Rodríguez; la coordinadora nacional del Protección Civil, Laura Velázquez Alzúa; y el presidente de la Cruz Roja Mexicana, Fernando Suinaga Cárdenas.

Al finalizar la ceremonia, de poco más de 14 minutos, el presidente López Obrador regresó al Palacio Nacional para llevar a cabo su tradicional conferencia de prensa matutina.

En ella, el mandatario federal recordó los hechos trágicos de los dos sismos, e informó lo que se está haciendo en materia de Protección Civil; asimismo, aseguró que para responder a este tipo de desastres es fundamental la educación para saber cómo actuar.

Aprovechó, además, para enviar un abrazo a las personas que perdieron a algún familiar o amigo en los sismos, así como reconoció la solidaridad del pueblo mexicano cuando se presenta este tipo de desastre.

“Antes que todo, enviar nuestros abrazos, nuestro pésame, a todos los familiares de quienes perdieron la vida en estos sismos (…) Tenemos que seguir hacia delante, preparándonos, es fundamental la educación para enfrentar estos fenómenos naturales, (…) ya sabemos que contamos con la solidaridad de nuestro pueblo, que es como una bendición”, agregó.

jpob

(14 , 14)