Redacción MX Político.- La Administración Portuaria Integral (API) de Progreso informó que canceló el proceso de licitación pública del proyecto “Dragado de Construcción para la Ampliación del Puerto de Progreso”, obra que forma parte del plan de infraestructura que el gobierno federal anunció que realizaría de la mano de la iniciativa privada en Yucatán.

De acuerdo con el oficio APIPRO-G.O.I. 227/2021, firmado por Ernesto Navarro del Toro, gerente de Operaciones e Ingeniería de la API, se procede a la cancelación de la licitación, ya que existen circunstancias justificadas que demuestran que de continuarse con el proceso de contratación se pudiera ocasionar un daño o perjuicio a la propia entidad.

Cabe mencionar que la obra del Dragado, cuya licitación es la LO-013J2U0002-E6-2021y que se publicó apenas el pasado 13 de septiembre, forma parte del Proyecto de Ampliación y Modernización del Puerto de Progreso, la cual fue anunciada dentro del Plan Nacional de Desarrollo por el presidente Andrés Manuel López Obrador en octubre del 2020.

Es decir, está considerado dentro de los 32 proyectos de infraestructura que se desarrollarían en todo el país. Para la Ampliación y Modernización del Puerto se tiene contemplada una inversión superior a los 4 mil millones de pesos y se realizaría a través de una concesión.

¿En qué consiste la obra?

La intención del Dragado, de acuerdo con la publicado en la licitación, era incrementar la profundidad del puerto para pasar de 11.7 a 14.40 metros. Posteriormente, según el Proyecto, se realizarían el resto de las obras como el relleno y nivelación de una superficie de 20 hectáreas para nuevas terminales; ampliación de los muelles 6 y 7; construcción de 2 nuevos muelles de 600 metros y de 300 metros de longitud.

Tras darse a conocer la cancelación de la licitación del Dragado, el gobierno de Yucatán informó que “continúa firme y avanza” el Proyecto de Ampliación y Modernización del Puerto de Altura de Progreso, y que incluso 5  empresas nacionales e internacionales, de países como Bélgica, Holanda y Catar, han manifestado su deseo de realizar estos trabajos.

En ese sentido, el titular de la Secretaría de Fomento Económico y Trabajo (Sefoet), Ernesto Herrera Novelo, recalcó que las obras de este proyecto se ejecutarán al 100 por ciento con recursos privados. Por tal razón, recalcó, las autoridades federales, estatales y municipales tienen las responsabilidades de revisar las opciones, dejar listo el escenario, supervisar los procesos y otorgar los permisos correspondientes.

Herrera Novelo informó que al día de hoy se continúa con la evaluación de propuestas de las 5 firmas interesadas, considerando sus capacidades, experiencias previas, solvencia y situación jurídica; se espera que, una vez que concluyan la valoración, se pueda tener la draga a finales de noviembre próximo.

“El proceso sigue, está firme, la ampliación va para adelante, para lo que necesita Yucatán y para lo que necesita México, específicamente Progreso”, dijo el funcionario, quien destacó que la inversión que hará la compañía que obtenga la concesión será de 4 mil 200 millones de pesos, aproximadamente.

Competitividad a nivel mundial

El titular de Sefoet precisó que las labores permitirán a la entidad y al puerto contar con un calado más competitivo a nivel mundial, para recibir embarcaciones de mayor tamaño; actualmente, pueden ingresar navíos con cargas de 36 mil a 40 mil toneladas, pero con estas mejoras, se logrará llegar a 100 mil.

En el tema turístico, los cruceros que arriban ahora a Yucatán cuentan con capacidad para 2 mil 500 viajeros; con las ampliaciones, la cifra aumentará hasta 8 mil, por lo que el secretario manifestó que “esos barcos que, hoy, ya llegan a Cozumel, la intención es que puedan entrar aquí, a Puerto Progreso”.

jpob

(20 , 20)