Redacción MX Político.- El presidente Andrés Manuel López Obrador celebró la resolución de un juez que negó la última suspensión definitiva que frenaba la construcción el tramo 5 sur del Tren Maya.

“(Los) que se dan baños de pureza son los que dicen que por ahí es la ley y (están) queriéndonos parar. Con el Tren Maya es lo mismo. Ahí vamos, se les ganaron los amparos legalmente porque tenemos la razón”, dijo.

En ese sentido, el mandatario apuntó que no se amparó ni un solo propietario, sino -precisó- más bien fueron grupos financiados por organizaciones e, incluso, el Gobierno de Estados Unidos.

La tarde del martes, Javier May Rodríguez, titular del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), dio a conocer que el resolutivo indicó que no se demuestra cómo se causaría daño irreparable al medio ambiente en el Tramo 5 Sur. Sin embargo, refirió que se continúa con la ‘lucha’ debido a que ahora el juez otorgó una “suspensión definitiva” al tramo 5 Norte.

“Ya está en curso la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) y también acreditaremos que la obra es legal”, adelantó.

A través de un recorrido realizado por Grupo Fórmula, en algunas partes de la selva -correspondiente al tramo 5 sur- las máquinas han arrasado con parte de la selva a 7 kilómetros de la carretera federal, informó el periodista Luis Fernando Lozano.

El segmento -que ha estado sumergido en ‘líos’ legales- correrá de Playa del Carmen a Tulum. Ahí, de acuerdo con el reportero, se observaron al menos cuatro o cinco árboles por metro cuadrado, esto quiere decir que si esto corresponde con todo el trazo, se podrían afectar de 21 a 27 millones de árboles.

Dicho desmonte, según activistas opositores a la construcción del Tren Maya, señalaron que inició hace ya dos meses atrás.

jpob

(23 , 6)