Redacción MX Político.- Luego que esta semana el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) informó la suspensión de obras del Tren Maya correspondientes al Tramo 5 en Playa de Carmen, activistas denunciaron que el gobierno había talado alrededor de 20 mil árboles del camellón de la carretera Cancún-Tulum.

No obstante, el Fonatur y la Secretaría de Desarrollo Agrario Territorial y Urbano (Sedatu) aclararon esta tarde que los 20 mil árboles apostados en el camellón de la carretera 307 fueron reubicados, por lo que no se incurrió en ninguna práctica contraria al cuidado del medio ambiente.

“En el camellón de la carretera federal 307 Cancún-Tulum no hubo tala, sino rescate y trasplante de árboles, los cuales fueron reubicados a espacios públicos como avenidas y parques de Playa del Carmen, Puerto Morelos y Cancún.

“Incluso, muchos de los aproximadamente 20 mil árboles fueron rescatados y trasplantados por hoteleros de la zona. Se trata de especies como macuili, ceiba, siricote, cedro y palmas”, explicó la dependencia.

El pasado miércoles, en conferencia de prensa desde Cancún, el nuevo titular del Fonatur, Javier May, determinó que la obra del ferrocarril no sería elevada en este municipio y que correría a ras de piso.

En un principio, Román Meyer Falcón, titular de la Sedatu, justificó la remoción de los árboles para garantizar la ejecución de la obra y garantizar las menores afectaciones a los habitantes, pero no abundó en el retiro de árboles.

jpob

(18 , 2)