Redacción MX Político.- El expresidente Luiz Inácio Lula da Silva consideró que la gestión del mandatario Jair Bolsonaro resulta hoy una vergüenza para Brasil y quedó demostrado en su viaje oficial a Nueva York.

La víspera, Bolsonaro abrió con su discurso de 12 minutos la 76 sesión de la Asamblea General de las Naciones Unidas en esa ciudad estadounidense y, según su agenda de estancia, regresaba a esta capital en la misma jornada.

Durante una extensa entrevista concedida a Radio Vitoriosa, de Uberlândia,estado de Minas Gerais (sudeste), Lula denunció que el jefe de Estado optó reiteradamente por la mentira y la ignorancia, lo cual contribuye a la regresión económica y social, y afecta directamente la imagen del país en el exterior.

‘Tengo una causa y esa causa es recuperar Brasil para los brasileños. Estoy convencido de que podemos hacer que la gente vuelva a estar orgullosa de vivir en este país’, vaticinó.

El exdirigente obrero expresó asimismo que el gobernante de tendencia ultraderechista actúa como si solo se representara a sí mismo y a su familia, despreciando el papel de un presidente de la República.

‘No está allí (ONU) representando a la familia Bolsonaro. Está allí representando a 213 millones de brasileños’, criticó el fundador del Partido de los Trabajadores, al aludir a los últimos episodios registrados en el viaje oficial del exmilitar a la urbe norteamericana.

Para Lula, lo que Bolsonaro cree que resulta un orgullo para él, ‘es una vergüenza para Brasil’.

Aseguró que la foto del excapitán del Ejército comiendo pizza en una calle de Nueva York era para complacer a ‘los milicianos que lo apoyan’.

Según el exlíder sindical, existe una crisis de confianza que provoca la parálisis del gigante suramericano.

‘El país está sin gobierno. Tienes un presidente que se despierta pensando en las mentiras que dirá para engañar al pueblo. Tienes un ministro de Economía (Paulo Guedes) que no piensa en el desarrollo del país… Nadie confía en nadie’, remarcó.

Desde casi todos los sectores de la sociedad brasileña emergen severos cuestionamientos a la alocución de Bolsonaro en la ONU, en la cual hizo afirmaciones engañosas o imprecisas.

Como farsa consideró Renan Calheiros, ponente de la comisión senatorial que investiga la gestión gubernamental ante la Covid-19, la arenga del exparacaidista.

‘Lamentablemente, otro triste espectáculo. El presidente mintió de principio a fin en su discurso. Parece que hablaba de otro país, distinto de este viejo país con todas las contradicciones que conocemos’, afirmó el senador.

Señaló que la penosa perorata del gobernante ‘muestra al mundo la República del encierro, una vergüenza para todos los brasileños, la exhumación de la insignificancia’.

jpob

(4 , 1)