Muchos de los residentes de ese municipio en la zona serrana de Sinaloa, que se infectan, no reportan la enfermedad a las autoridades y se recuperan solos o mueren, en medio del olvido y de la angustia familiar, bajo la creencia que sus síntomas poco importantes y hasta imperceptibles.

Redacción MX Político.- La señora Consuelo Loera Pérez, madre de Joaquín el Chapo Guzmán, de 93 años de edad, convalece en su domicilio de La Tuna, Badiraguato, luego de infectarse de COVID-19 hace poco más de tres semanas.

Fuentes de la familia confirmaron al semanario local de sinaloa, Ríodoce, que doña Consuelo, se habría infectado en una de las ceremonias religiosas a las que regularmente asiste, pero que tras una serie de tratamientos y reposo ya se encuentra estable y “recuperada”.

“Gracias a Dios ya está bien”, dijo un familiar de doña Consuelo.

La situación en la sierra de Sinaloa, de donde han emergido narcotraficantes como Rafael Caro Quintero, Juan José Moreno Esparragoza el Azul, Ernesto don Neto Fonseca, es crítica, según han confirmado sus residentes, pero debido a las distancias de muchos de sus pueblos, incluyendo El Barranco, Otatillos, San José del Llano, Tameapa y Santiago de Los Caballeros, muchos de los residentes de ese municipio que se infectan en la zona serrana de Sinaloa no reportan la enfermedad a las autoridades y se recuperan solos o mueren, en medio del olvido y de la angustia familiar.

El Ayuntamiento de Badiraguato por su parte inició esta semana un programa de sanitización en negocios, restaurantes, taquerías y plazas, pero sólo en la cabecera municipal, y a inicios de esta semana empezó a cerrar centros recreativos en Surutato y otras zonas turísticas del municipio como una forma de contener la pandemia.

La nueva cepa Delta sin embargo ha tocado todo tipo de puertas, incluyendo las de pistoleros que operan para el Cártel de Sinaloa (CDS), que desde hace varias semanas han empezado a infectarse.

“Está muy mal la cosa por acá porque muchos se están infectando”, confirmó un joven sicario del CDS que habita en la sierra y, a quien apenas esta semana le habría fallecido un primo.

Así que mientras tanto, si es que había planes de la Coordinación de giras de Presidencia de la República por acercarse a la dinastía Guzmán en esta inminente gira por la zona serrana de Sinaloa, esta información obligaría -por lógica elemental y salud del propio Jefe del Ejecutivo y los personajes involucrados- a deshacer los planes.

hch

(27 , 1)