Las industrias se dijeron listas para apoyar en la destrucción de las mercancías por considerar, fueron introducidas por prácticas que tienen un impacto negativo.

Redacción MX Político.- La Ca?mara Nacional de la Industria Textil (Canaintex), la Cámara Nacional de la Industria del Vestido (Canaive) y la Cámara Nacional de la Industria del Calzado (Canaical), pidieron al presidente Andrés Manuel López Obrador que no se regale la mercancía decomisada por el Gobierno Federal sino que destruya.

A través de una carta, dichas cámaras se dijeron listas para apoyar en la destrucción de las mercancías por considerar que las prácticas ilegales por las cuales fueron introducidas tienen un gran impacto negativo en el empleo, inversión y recaudación fiscal.

La decisión fue dada a conocer tras el anuncio del día 21 de junio del presente, en la conferencia matutina en la cual el presidente de México reveló “la creación de los Tianguis del Bienestar a través de los cuales se regalará? la mercancía decomisada por las autoridades a las comunidades pobres del país”.

“Las Cámaras que representamos a más de 1 millón 300 empleos directos, estamos en la mejor disposición?n de ayudar al Gobierno Federal para la destrucción de mercancías ilegales inutilizables que se intentaron introducir al país y que afortunadamente fueron detectadas por los funcionarios de las aduanas mexicanas”, apuntaron.

Respecto a la posible reforma para enviar el resto de las mercancías a zonas de bajos recursos señalaron que les preocupa que ese tipo de mercancías se conviertan en un mercado paralelo al establecido en México de manera formal el cual, debe cumplir con todo tipo de obligaciones arancelarias y fiscales.

Detallaron que esta medida implica legalizar lo que tiene un origen ilegal por lo que al permitir el consumo en México, se entendería que los bienes se internaron de manera legal lo cual contraviene la naturaleza misma de dichos productos.

Además, detallaron que la medida pone en riesgo a la población porque muchos productos fueron embargados por no cumplir normas de seguridad o salud y pueden ocasionar peligros para la salud humana al haber estado expuestas a plagas o humedad, entre otros factores de riesgo.

“Señor Presidente, nos preocupa la logística en la distribución ya que puede darse el caso de que las mercancías no lleguen realmente a las zonas más pobres y se convierta en un mercado de mercancías a precios no reales en perjuicio de la industria nacional establecida y los empleos que de ella se generan”, aseveraron.

Confiamos en lo expuesto por el mandatario desde el inicio de su gobierno, para brindar apoyo y generar condiciones que no afecten el empleo, la integración nacional y el desarrollo de estos sectores y propusieron un diálogo para generar un convenio para lograr la destrucción expedita de la mercancía y con ello llegar a una solución al tema.

hch

(13 , 1)