Responsabilidad Compartida / En opinión de Ramón Zurita Sahagún

Redacción MX Político.- Después de ahogado el niño, corren a tapar el pozo y salpican por todos lados, tratando de eludir sus responsabilidades en las fallas que provocaron el terrible hecho en que murieron más de una veintena de personas.

Sin especulaciones de ninguna clase, la investigación deberá ser a fondo y con base en ellas tomar decisiones, sin importar el resultado de las mismas.

Si bien es cierto que la construcción de la L12 del METRO ha sido la más polémica de todas, por la gran cantidad de errores cometidos en su proceso que llevaron hasta la suspensión del servicio por largo tiempo, también lo es que no deben cargarse todas las pulgas al mismo perro.

Claro que parte de la responsabilidad es de Marcelo Ebrard, por su construcción, el acelere de la entrega de la obra y otros detalles más, aunque la realidad nos muestra que no sería el único responsable, ya que su gestión terminó hace nueve años.

Qué pasa con las empresas constructoras, entre las que se encuentra ICA y CARSO, reconocidas como vanguardistas en la hechura de obras de gran tamaño y que dentro y fuera de México tienen prestigio.

Es cierto que no es la primera ocasión en que fallas humanas provocan incidentes y arrojan decenas de muertes en los 51 años de existencia del Sistema de Transporte Colectivo (METRO) y que durante décadas se le considerara como uno de los más seguros del mundo y que poco a poco ha dejado de serlo.

Hay quienes señalan que el mantenimiento del STC no es óptimo y que se han reducido grandes cantidades de dinero de su presupuesto, lo que afecta directamente la calidad del servicio. Otros atañen que la actual administración no le pone la atención necesaria y la directora del METRO ha sido señalada en diversas ocasiones como omisa, lo menos que se le dice.

La realidad que nos enseña el incidente del METRO Olivos es que hay culpables de lo ocurrido y que deben ser sancionados como responsables de lo ahí ocurrido.

No como en algunas ocasiones anteriores en que los accidentes o incidentes sucedidos tenían como único responsable al conductor y ahí se terminaba todo.

En esta ocasión, se debe ahondar y olvidarse de los poderosos que son algunos de los señalados como son los casos de Marcelo Ebrard y los propietarios de las constructoras mencionadas, sin olvidar a las actuales autoridades y el anterior Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, ya que se establece que las trabes y columnas registraron daños por el sismo de 2017 y nunca fueron reparadas.

La investigación debe ser a fondo y no basta con disculpas a los familiares de los muertos y lesionados.

El accidente o incidentes, según sea el caso, abrió la caja de Pandora en lo referente a la lejana sucesión presidencial, donde algunos le cortan las alas a Marcelo y otros apuntan a que su destrucción vendrá desde el antiguo Palacio del Ayuntamiento, ya que tanto Marcelo como Claudia son vistos como los mejores prospectos de la 4T para competir en 2024.

Sin embargo, no es tiempo de polemizar con eso y la atención se debe centrar en investigar a fondo donde estuvo la falla, sin importar las cabezas que tengan que rodar.

//////////

Galilea Farrera y Fabián Granier buscan desesperadamente el voto de los electores del distrito local número seis de Tabasco, donde las apuestas se centran en los y las candidatas de MORENA en todo el estado.

En Campeche bajan los bonos de Layda Sansores favorita para ganar el gobierno del estado, bajo las siglas del Movimiento de Regeneración Nacional. El declive de la cuatro veces candidata deja la posibilidad de competir en igual de circunstancias con Eliseo Fernández de Movimiento Ciudadano y Christian Castro de la alianza conformada por PRI, PAN y PRD.

Hay quienes confían en que la candidatura de Renato Sales Heredia a la alcaldía de la capital podría darle a Layda el oxígeno necesario para cumplir la meta de ganar, por fin, el gobierno del estado.

Email: ramonzurita44@hotmail.com

  • — –

Los comentarios emitidos en esta columna son responsabilidad de sus autores y no refleja la posición del medio.