Gobernantes Sojuzgados / En opinión de Ramón Zurita Sahagún

Redacción MX Político.- La desaparición de poderes en los estados, las licencias de los gobernadores, los cambios de los mismos, el desconocimiento de los mandatarios y otros pretextos más son usados en la política mexicana, en contra de aquellos gobernantes que rompen con el presidente en turno o no se sujetan a los designios del mismo.

Es una forma barroca de enjuiciar a los gobernadores, otras más de premiarlos y las más de ellas para recordarles que son estados libres y soberanos, hasta que los otros poderes quieran.

Los Congresos locales son simplemente apéndices del Ejecutivo en turno y de la misma forma que el federal, cuando un partido tiene la mayoría, actúa al compás de la música que les dicten sus patrocinadores.

De todo hay en la política mexicana y los ejemplos cunden, en esta y en otras épocas, aunque algunas veces se presentan en forma más recurrentes y en otras, los dueños del poder actúan en forma más mesurada.

La desaparición del fuero del gobernador de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca, es una más de las licencias que se toman los legisladores, aprovechando las bondades de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Pero si la Cámara de Diputados encontró en las pruebas presentadas por la Fiscalía General de la República los elementos necesarios para desaforar al gobernador, se requiere de una orden de aprehensión en su contra para actuar en su contra, mientras podrá seguir como gobernador, sin fuero.

En México los cambios de gobernadores son una constante, según el humor del Ejecutivo federal en turno, ya que en racimos van cayendo, al perder la confianza de los personajes, sean los presidentes de la república, enfrentarse con ellos, no actuar en la forma que se requiere, pero casi nunca se procede en contra de ellos por las tantas acusaciones que se les lanzan.

Ahí es preferible esperar a que terminen su gestión y si es que hay voluntad política proceder en su contra, aunque con total lentitud que los gobernadores tienen tiempo para escapar de la acción justicia y recurrir a la extradición de los mismos.

Pocas son las ocasiones en que el Congreso de la Unión asume su función y ejecuta la desaparición de poderes como sucedió en Guerrero con Alejandro Gómez Maganda en los inicios de la década de los 50 del siglo pasado. Otros como Manuel Bartlett Bautista y Tomás Marentes fueron obligados a solicitar licencia definitiva. A Óscar Soto Maynéz le provocaron una insurrección armada para librarse de él por los mismos tiempos, durante la administración de Adolfo Ruiz Cortines.

La presidencia de Carlos Salinas de Gortari es, posiblemente, la que más gobernadores cambió, aunque lo hizo en función de sus necesidades, para ocupar cargos de primera o segunda línea, sin importar las opiniones de los Congresos estatales. Sin embargo, tres gobernadores fueron obligados a solicitar licencia, bajo pretextos baladíes, aunque se sabía que era un castigo por haber perdido las elecciones presidenciales: Xicoténcatl Leyva, Mario Ramón Beteta y Luis Martínez Villicaña, a los que se incorporó al gobierno federal con cargos de segundo nivel.

Todos los presidentes de México han usado esa estrategia de quitar y poner gobernadores, sin necesidad de violar la ley, ya que han contado con la complicidad o apoyo de los Congresos locales o federal.

En el caso de Tamaulipas, resulta ser una entidad penetrada por los grupos delincuenciales que en algunos casos han llegado hasta lo más profundo de las estructuras de gobierno, habrá que seguir de cerca lo que suceda con Francisco Javier García Cabeza de Vaca y que tan ciertas son las denuncias presentadas en su contra.

//////////

Pobre papel el que hace Ricardo Anaya Cortés en pleno proceso electoral, sus visitas y peroratas son de ínfima calidad y mejor debía aprovechar el tiempo de campañas para preparar mejores ofertas, si es que quiere ser nuevamente candidato presidencial.

Iniciaron las campañas en el estado de México para las alcaldías y las diputaciones locales, donde el PRI no parece gozar de un buen augurio. Prefirió guardar varias cartas para las posiciones plurinominales al Congreso local, ante la posibilidad de ser avasallado en las urnas.

Email: ramonzurita44@hotmail.com

  • — –

Los comentarios emitidos en esta columna son responsabilidad de sus autores y no refleja la posición del medio.