Llama Rusia a su Embajador en Washington, motivado por las declaraciones de Joe Biden

Mientras que la Casa Blanca defiende la postura agresiva del presidente estadounidense.

Redacción MX Político.- Pocas horas después de que el Presidente de los Estados Unidos, Joseph Biden, mostrara una actitud más que desenfadada y directa sobre su homólogo ruso, Vladímir Putin, el gobierno de la Federación Rusa llamó a consultas a su embajador en Washington, Anatoli Antónov.

La acción diplomática se da en el marco de los primeros cien días del nuevo gobierno americano, considerado de ‘ajustes’ a su arribo de la nueva administración, que tiene un signo electoral diferente al anterior.

En tal virtud, hasta la Casa Blanca hasta justificó el estilo “directo” del presidente estadounidense, Joe Biden, a la hora de criticar a Rusia y a su premier, después de que Moscú llamara a consultas a su embajador en Washington, Anatoli Antónov.

La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, no quiso comentar directamente sobre la decisión de Moscú de llamar a consultas a su embajador en Washington, pero defendió las declaraciones de Biden, quien calificó en una entrevista de “asesino” a Putin.

“Nuestro Gobierno va a tener un enfoque hacia Rusia distinto al de la anterior Administración. Vamos a ser claros y vamos a ser directos en áreas en las que tengamos preocupaciones”, dijo Psaki durante su rueda de prensa diaria.

Fue durante una entrevista televisiva en la que Biden se mostraba de acuerdo en definir a Putin como un “asesino”.

Además, llegó un día después de que las agencias de inteligencia estadounidenses acusaran a Rusia e Irán de haber intentado interferir en las elecciones presidenciales de noviembre de 2020.

En un informe de 15 páginas, todos los servicios de inteligencia de Estados Unidos, incluida la CIA y la Agencia de Seguridad Nacional (NSA), concluyeron que Putin interfirió a favor del ahora expresidente Donald Trump, quien perdió frente a Biden en los comicios.

En concreto, las agencias de inteligencia afirman que Putin “autorizó” una “amplia gama” de operaciones para minar la confianza pública en el proceso electoral y exacerbar las divisiones en Estados Unidos, con el fin de ayudar a Trump y dañar tanto a Biden como al Partido Demócrata.

El Kremlin calificó este miércoles de infundadas estas acusaciones, al asegurar que Rusia está lista para proteger sus intereses ante una eventual nueva ronda de sanciones.

Horas después, el Departamento de Comercio de Estados Unidos anunció nuevas sanciones a Rusia debido al envenenamiento del líder opositor Alexéi Navalni, por las que bloquea la exportación a ese país de productos que puedan emplearse para actividades de armas químicas.

La portavoz del Ministerio de Exteriores de Rusia, Maria Zájarova, afirmó en un comunicado que las relaciones con Washington “atraviesan una situación grave” y que Moscú quiere evitar su “degradación irreversible”.

hch