Defensoría de los Derechos Humanos en Oaxaca llama a anteponer dignidad de las personas

Redacción Oaxaca Político.-​Ante la aglomeración de personas en centros de vacunación en la ciudad de Oaxaca y la cancelación de la inoculación en municipios conurbados, la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) llamó a los tres órdenes de gobierno a generar mecanismos que garanticen el derecho humano a la salud y antepongan la dignidad de las personas.

El titular de ese organismo autónomo, Bernardo Rodríguez Alamilla sostuvo que las autoridades responsables de la vacunación requieren establecer una estrategia operativa inmediata, para que se realice de manera eficiente en instalaciones y servicios de salud accesibles, y así no implique riesgos en la salud de las personas, sobre todo de las adultas mayores y sus familiares.

Expuso que las autoridades responsables tienen el deber de dar a conocer de manera transparente las fechas, el lugar, el número de vacunas disponibles para cada uno de los centros, así como la logística antes y durante el proceso.

“La vacunación es un derecho humano de todas las personas, que se traduce no solo en la mera inoculación, sino también que se pueda contar con información clara y sencilla sobre el proceso”, añadió.
De la misma forma, observó que resulta fundamental informar de manera inmediata a las personas la cancelación o reprogramación de las jornadas de vacunación, mediante mecanismos ágiles y eficientes a efecto de evitar desinformación y concentraciones masivas.

Además, resaltó que las autoridades responsables, sobre todo, las municipales, necesitan garantizar la seguridad sanitaria de las personas, quienes habitan en sus comunidades durante estas jornadas de vacunación y evitar así en todo momento, ser precursores de conglomeraciones.

Independientemente de esto, subrayó que también resulta importante la aplicación de vacunas con una perspectiva intercultural y así hacer efectivo el acceso a la información culturalmente adecuada y en lenguas maternas para todas las comunidades de Oaxaca.

“Con esto, se garantizará el conocimiento pleno sobre el proceso de vacunación, porque permitirá las personas tomar de manera libre e informada su decisión de vacunarse o no”, anotó.
Destaco que la vacunación necesita tener como fin garantizar el derecho a la salud de las personas, además de impulsar la reactivación escolar y económica, y por tanto, bajo ninguna circunstancia debe politizarse.

Ante esto, el ombudsperson llamó a autoridades, personas servidoras públicas, partidos políticos y ciudadanía en general, a ser sensibles en este momento histórico y no utilizar estas jornadas de vacunación con fines distintos a los de procurar la salud de toda la población.

GPP