La guerra entre instituciones en Ecuador

La madrugada de este domingo, 14 días después de los comicios presidenciales y legislativos en Ecuador, el Consejo Nacional Electoral (CNE) proclamó los resultados definitivos de esa jornada y anunció, oficialmente, que habrá un balotaje el 11 de abril porque ninguno de los aspirantes a la Presidencia alcanzó los votos requeridos para ganar en primera vuelta.

En ese balotaje se enfrentarán Andrés Arauz, aspirante por la coalición Unión por la Esperanza, que aglutina al correísmo, quien consiguió 32,72 % de los sufragios (3.033.753 votos) el domingo 7 de febrero; y Guillermo Lasso, del movimiento Creando Oportunidades (CREO), en alianza con el Partido Social Cristiano (PSC), que obtuvo 1.830.045 votos a su favor, el 19,74 %.

Pero lejos de estar claro el panorama respecto al proceso electoral tras la proclamación de los resultados, actualmente existe una pugna entre varias instituciones del Estado: el CNE, la Fiscalía General del Estado (FGE), la Contraloría General del Estado (CGE) y la Defensoría del Pueblo.