Culpan a la SSPO y Guardia Nacional de masacre huave / en la opinión de Alfredo Martínez de Aguilar

23/06/2020 - 08:38

Alfredo Martínez de Aguilar
 
* Familiares de las víctimas culpan al Secretario General de Gobierno, Héctor Anuar Mafud; al Secretario de Seguridad Publica, Ernesto Salcedo; y al Comandante de la Guardia Nacional en Salina Cruz, Gustavo Pineda.
* Denuncian que los titulares de las dependencias estatales y federales responsables de la política interior y de la seguridad estaban enterados del alto riesgo de enfrentamientos en ese municipio ikoots de Tehuantepec.
La masacre de 15 indígenas huaves de San Mateo del Mar pone de manifiesto, una vez más, la criminal irresponsabilidad de las dependencias estatales y federales responsables de la política interior y de la seguridad.
Familiares de las víctimas culpan al Secretario General de Gobierno, Héctor Anuar Mafud; al Secretario de Seguridad Publica, Ernesto Salcedo; y al Comandante de la Guardia Nacional en Salina Cruz, Gustavo Pineda.
Denuncian que los titulares de las dependencias estatales y federales responsables de la política interior y de la seguridad estaban totalmente enterados del alto riesgo de enfrentamientos en ese municipio ikoots del Istmo.
Según logramos establecer, el móvil de la agresión es la disputa de los recursos del presupuesto asignado al Municipio de San Mateo del Mar, cuyas obras acapara Jorge Leoncio Arroyo Rodríguez, asesor del alcalde.
Los probables responsables de la agresión han sido plenamente identificados como integrantes de un grupo fuertemente armado al servicio del presidente municipal de San Mateo del Mar, Bernardino Ponce Hinojosa.
El grupo de sicarios al servicio del presidente municipal están armados con fusiles de asalto AR-15 y Ak-47, conocidos como “cuernos de chivo”, quienes dejaron gravemente heridas a 5 personas en el filtro sanitario.
El pasado domingo, alrededor de las 12 horas un grupo de 30 personas, entre hombres y mujeres de Tikambaj, agredieron a Reina Mendoza Osorio, Luvencia Canales Cuéllar, y otros hombres y mujeres, presentes en el módulo de sanitización.
Los agresores, son Pedro Dávalos Larrinzar, Laura Fiallo Sandoval, Marcelino Ramírez Nolasco e Iván Mateos López. Éste último, portando un arma de grueso calibre, amenazó con disparar en contra de los responsables de prevenir el COVID-19 en “La Reforma”.
Ante la agresión, más de mil habitantes de San Mateo del Mar, se dirigieron a la Agencia Municipal de Huazantlán del Río donde se refugiaba el presidente municipal, su síndico municipal y más de 15 de sus pistoleros.
Nada pudieron hacer y mujeres y hombres fueron brutalmente masacrados, algunos calcinados vivos, con un saldo sangriento, hasta el cierre de esta columna, de 15 muertos, más de 30 heridos graves y más de 20 desaparecidos.
Los familiares de las víctimas responsabilizan del clima de alta explosividad político-social y permanente violencia en contra de los habitantes de San Mateo del Mar, a Jorge Leoncio Arroyo Rodríguez, asesor del alcalde municipal.
En la denuncia coinciden las autoridades de las Agencias Municipales y comunidades de Barrio Nuevo; Barrio Espinal; Barrio Deportivo; Agencia de Policía San Pablo; Comunidad El Pacífico; Agencia de Policía Costa Rica.
Asimismo, se suman las autoridades de la Agencia Municipal Colonia Juárez; Agencia de Policía Colonia Cuauhtémoc; Comunidad San Martín, Comunidad Villahermosa y Agencia de Huazantlán del Río, lugar de la masacre.
Sin embargo, de nada han servido las reiteradas denuncias de los indígenas ikoots ante la negligencia y omisión de la Secretaria General del Gobierno del Estado de Oaxaca (SEGEGO), la Secretaría de Seguridad Pública y la Guardia Nacional.
Con sobrada razón denuncian ante la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca y la Comisión Nacional de Derechos Humanos la grave violación a los derechos humanos de todos los y todas las ciudadanas.
Al ser víctimas de la violencia permanente la niñez y en general la vida de toda la colectividad de las agencias y comunidades, hacen extensiva su denuncia a los organismos internacionales protectores de derechos humanos.
El pasado 3 de mayo, un comando armado encabezado por Bernardino Ponce Hinojosa y su asesor, constructor y consejero, Jorge Leoncio Arroyo Rodríguez, atacaron al pueblo ikoots con armas de uso exclusivo del ejército.
En el ataque a la Agencia Municipal de Huazantlán del Río, a la Col. Juárez, y a la Agencia de Policía de Costa Rica, resultó trágicamente asesinado el Agente Suplente de Huazantlán del Río, Filemón Villalobos, de 60 años.
Al mismo tiempo, quemaron las viviendas de las autoridades, privaron de la libertad a algunas autoridades comunitarias, lesionándoles, así como incendiaron vehículos de transporte personal y transporte público.
Diecinueve días después de los hechos lamentables del 3 de mayo, el 22 de mayo, el mismo grupo armado realizó actos de provocación en las instalaciones de la Agencia de Huazantlán del Río, que quemaron el día 3 de mayo.
Lo mismo hicieron en el retén instalado a la entrada del municipio para protestar de manera pacífica contra el Ayuntamiento, presidido por Bernardino Ponce Hinojosa, así como para exigir justicia por los hechos ocurridos.
Señalan como probables responsables de la violencia en la Agencia Municipal de Huazantlán del Río al grupo armado del presidente municipal al mando de Daniel Edison y Pedro Arteaga, originarios de la Colonia Reforma.
Lejos de garantizar la seguridad en San Mateo del Mar, la policía municipal, se dedica a reprimir y violentar al pueblo, al pasearse en las Agencias y comunidades con armas para intimidar a la población indígena ikoots.
 
alfredo_daguilar@hotmail.com
director@revista-mujeres.com
@efektoaguila