29/02/2020 - 05:00

Redacción MXPolítico.- 2012 fue el año en el que tuvo fin el nefasto sexenio de Felipe Calderón, sin embargo sus consecuencias las seguimos sufriendo y el recordarlas no es ni excusa ni querer que recaigan en otros las responsabilidades del presente, es simplemente un ejercicio para mantener fresca la memoria para que los que apenas van llegando a la fiesta sepan quién es quién en el mundo de la política, porque por si usted lo ignora, o pretende ignorarlo, cada año entran cientos de miles de jóvenes al juego de la democracia al cumplir la mayoría de edad, y esos jóvenes en el 2012 apenas tenían 12 años, qué puede saber o interesarle de la política a un púber a esa edad sino es más que el hecho de que a sus padres les alcanzara para comprarle el video juego de moda o si le iban a dar dinero para salir con sus amigos y sus primeros amores al cine.


De manera que datos como el que arroja en 2019 la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) es un documento muy útil para entender la dimensión del desastre social que dejaron en México los presidentes Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto en el periodo 2006-2018.


Y no sólo porque los datos de la CEPAL dejan claro que en esos 12 años la pobreza en México aumentó 4.2 puntos porcentuales (pasó del 37.3% al 41.5%), sino porque el reporte del organismo de Naciones Unidas documenta con datos duros que eso ocurrió mientras el resto de la región registró avances significativos en materia de lucha contra la pobreza.


Cuando el panista Felipe Calderón llegó al poder, en diciembre de 2006, México figuraba entre los cinco países latinoamericanos con menores niveles de pobreza.
Hoy la Cepal ubica a México y Honduras como los países con más pobreza en la región, con tasas superiores a 35%. Esa degradación de México a un país con un creciente número de ciudadanos que viven en una asfixiante situación social se dio en los gobiernos del panista Calderón y del priista Peña Nieto, y eso se traduce en jóvenes más fáciles de inducir en la criminalidad, en el vandalismo, en la prostitución, una población menos educada, de manera que las cifras no solo indican el aumento de la pobreza en México, también nos ayudan a entender cómo llegamos a caer en el país violento en el que nos hemos convertido. Y agregaría por aquello de los que les sigue importando las cifras de crecimiento y que dicen que el año pasado no crecimos nada y antes éramos Suecia o Alemania, que en el 2009 en le presidencia de Calderón tuvimos un -6.5%de crecimiento o mejor dicho decrecimiento. Así que hoy nada se compara a ese desastre y el señor Calderón tenía un barril de petróleo por arriba de los $100.00 dólares.
Ah, no quiero dejar de recordarle al señor Calderón que se quiere “REELEGIR”, que el que se ríe se lleva “haiga sido, como haiga sido”. Aunque sabemos que el miedo no anda en burro, y la prisa en estos momentos para que quede listo su partido político, responde más al miedo a ser llamado por la justicia, pues al tenerlo podrá escudarse diciendo que es un “perseguido político”.


Y créame, tal vez usted no se dé cuenta o crea que no importa pero ellos saben perfectamente el juego que están jugando, por eso apuesta a la desmemoria, por eso su mayor reclamo al presidente Andrés Manuel López Obrador sea querer hacerlo ver como alguien que se escuda en los hechos del pasado para justificar los presentes y no es así, el presidente sabe que ellos le apuestan a convencer o engañar a los nuevos votantes y que apuestan también a la corta memoria que tiene el pueblo en general.
Aún recuerdo conversaciones en muros de facebook o en twitter de jóvenes familiares o amigos de que Osorio Chong, Videgaray, Nuño o Lozoya se les hacían candidateables lo que para los que están cerca de la política se les puede hacer inverosímil pero hay que recordar que lamentablemente no a todos les interesa la política entonces con millones de pesos pagados a periodistas chayoteros como los de la lista que se acaba de dar a conocer por Contralínea, https://www.sinembargo.mx/24-02-2020/3736472, pues con una o dos obras llamativas de los funcionarios, ya López Dóriga, Pablo Hiriart, Ricardo Alemán, Adela Micha, Enrique Krauze, Callo de Hacha (¿Quién es ese?) Osca Mario Beteta, Ciro Gómez Leyva, los hacían quedar como el modelo presidenciable a seguir, a quienes ahora el tiempo ha venido a desnudar como unos grandes pillos y traidores a la nación.


Así que mis queridos chairos, la próxima vez que un opositor te diga que ya dejemos de repetir las cosas del pasado, piensa que no es por ellos que se repite, sino por lo que apenas van llegando y bueno, si a ellos les genera una pequeña gastritis cada vez que lo escuchan que se vayan comprando sus litros de riopan y sigan con la vitacilina.
Y a los extraterrestres, primero investiguen, después opinan.
 

Autor: Jorge Barrientos 

---

Los comentarios emitidos en esta columna son responsabilidad de sus autores y no refleja la posición del medio