Música y precampañas ¿Buena combinación? / En la opinión de Jorge Cadena

Por Jorge Cadena

La contienda electoral está a la vuelta de la esquina, y ya va siendo momento que los precandidatos, partidos políticos y coaliciones saquen sus mejores armas para posicionarse entre los ciudadanos.

Es ahí cuando cada uno de los partidos políticos comienzan la búsqueda por quien les ayude a crear los mejores spots que los posiciones dentro de las preferencias ciudadanas, haciendo lucir a sus precandidatos o candidatos d la mejor manera posible.

Seguramente has escuchado la ya famosa y “hermosa” melodía de “movimiento naranja, movimiento ciudadano, na na na na na” del pequeño Yuawi y has traído la canción en la cabeza durante poco más de un mes.

Y qué decir de nuestro flamante precandidato de la coalición Por México al Frente, Ricardo Anaya, quien junto con el “rockero” y excandidato a la gubernatura del Estado de México, Juan Zepeda, se echan un olvidable “palomazo” con sonido de La Bamba para promocionar su precampaña. 

Pues bien, este es el inicio de una temporada de spots realizados por los partidos políticos para llamar tu atención, que de inimaginable manera, han logrado quedarse grabados en tu subconsciente pese a ser muy “malas canciones”.

Pero seamos honestos ¿Cuál es la finalidad de lanzar este tipo de spots? Porque si de hacer famoso al pequeño Yuawi se trataba pues lo han logrado de la mejor manera posible, pese a que no encuentro algo malo en las actividades que realiza.

Pero la realidad es otra, pues ahora los partidos políticos buscan conseguir el mayor número de apoyos para conseguir el puesto al que estén contendiendo a través de la música.

En un análisis, y pláticas con cercanos, la gente está cansada de ver el mismo formato de los spots de los candidatos, en donde se les ve caminando por la calle, saludando a la gente y abrazarlos de tal manera que todo es fingido, o los de “Estaríamos mejor con Ya Sabes Quién” haciendo referencia al tres veces candidato a la presidencia, AMLO.

O qué tal los spots donde un candidato le tira al contrincante y promete lo mejor por tener estudios de tal grado, o experiencia en ciertas secretarías o por ser del partido que nos gobierna en la actualidad (coff coff Meade).

La historia de este tipo de spots o propaganda política se remonta al siglo pasado,  ya que desde la Segunda Guerra Mundial se intentaba llegar a la gente a través de este tipo de mensajes, también conocidos como jingles, donde con una melodía muy amena para el oído se trataba de transmitir una idea o movimiento a las personas.

En una breve entrevista realizada por MX Político a la publicista Daniela Salazar Mejía, esta señaló que “los partidos políticos se tienen que enfrentar a un nuevo reto que en años anteriores no tenían enfrente, las redes sociales”.

“Las nuevas generaciones viven y respiran a través de ellas y el contenido que hay en ellas debe ser llamativo para ellos para poder generar un ‘click’ y de cierta manera, ganárselos”.

La publicista señaló que esto ha ocasionado que se busque una nueva estrategia para generar empatía con los jóvenes, que durante este año electoral, serán alrededor de 14 millones quienes votarán por primera vez para elegir a sus gobernantes.

Asimismo, Salazar Mejía consideró que para los partidos, la mejor manera de llegar a estas nuevas generaciones es a través de la música, que aunque pueda llegar a ser mala, está cumpliendo su objetivo principal, posicionarse entre esta gran grupo de jóvenes.  

La verdad es que sea como sea, las personas ya están cansadas de las mismas promesas de los partidos políticos, ya sea si las dicen cantando, hablando, por escrito, como sea, lo único que la gente quiere es un verdadero cambio en el país, y no ver qué candidato saca el mejor spot.  

A final de cuentas, lograron el primer objetivo que se plantearon y se han colocado dentro de los primeros lugares en algunas plataformas de música (increíblemente) e incluso han posicionado a su partido en boca de todos, sea bueno o malo lo que se hable de ellos, finalmente es publicidad.

Jorge Mario Cadena Ramírez, Licenciado en Ciencias de la Comunicación de la Universidad Mexicana, Maestro en Comunicación Periodística y Sus Nuevas Tecnologías de la Universidad de Periodismo y Arte en Radio y Televisión, ha colaborado en distintos programas de radio para Grupo Fórmula, en agencias de publicada para marcas de renombre como Oakley y actual colaborador en el portal de noticias MX Político.

Las opiniones emitidas en esta columna son responsabilidad de quien la escribe y no reflejan necesariamente la línea editorial de este medio.

 

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto