Intervenir el conflicto (II) / En la opinión de Felipe de Alba

Por Felipe de Alba

 

¿Cuáles serían las metodologías para la intervención pública en los conflictos socio ambientales? Al respecto sólo puede mencionarse que las estrategias, las metodologías o las vías alternativas en la atención de los conflictos ambientales nacen, esencialmente, en las comunidades originarias. Éstas son un ámbito mayor que la apelación de simples “grupos” de protesta o de resistencia, que se organizan en el ámbito local y se articulan en redes de largo alcance.

 

 

En todo esto, debe resaltar el hecho central que la acción social está fundada en colectivos, sean mayores o menores tamaño, sean amplios o limitados por su cobertura, la acción comunitaria es la base de toda esta acción, es decir, es reconocida aquí como un elemento clave que reemplaza o sustituye o compite con la acción institucional, cuando esta última es ineficaz.

 

En suma, lo que intenta resaltarse aquí es que las estrategias de acción e interlocución entre los involucrados del conflicto (sobre todo en aquellos casos de movilización comunitaria) varían a lo largo del tiempo, pero los objetivos de los afectados mantienen algunas constantes:

 

a) Lograr el control de su territorio y lograr la apropiación o el manejo de sus recursos naturales;

b) Alcanzar a restaurar las condiciones ecológicas de su entorno, mantener sus prácticas socioculturales y productivas;

c) Ser ellos mismos los que deciden su futuro y ser tratados en igualdad de condiciones y derechos; entre otros.

 

En muchas experiencias y estudios, la “identidad comunitaria”, en el sentido antropológico del término, abarca mucho más que las simples protestas por una gestión inequitativa del agua o generadora de desigualdades en el acceso.

 

Sin embargo, este término nos ayuda a identificar varia de las formas que por tradición o por costumbre, o por sentido colectivo de identidad se utiliza el agua, se recupera el agua, se preserva el agua y se vive con el agua. Es ese el sentido que se tratará en el siguiente inciso.

 

--

Felipe de Alba, Doctor en Planeación Urbana, con estancias de investigación en MIT (EEUU) y ENS(Francia). Ha escrito varios libros y más de 50 artículos en revistas internacionales sobre medio ambiente, recursos naturales y ciudades. Es investigador del CESOP, en la Cámara de Diputados, e investigador SNI 1.

 

Las opiniones emitidas en esta columna son responsabilidad de quien la escribe y no reflejan necesariamente la línea editorial de este medio.

 

izas

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto