25/02/2020 - 20:00

Redacción  Noticias MX.- La presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, instaló hoy un “mini gabinete” en el municipio de Tiquipaya, en la ciudad de Cochabamba, afectado por el desborde del río Taquiña.

 

El grupo estará conformado por funcionarios de Obras Públicas, Defensa, Gobierno, Salud y Medio Ambiente, e intentará atender el problema de forma “integral” y no sólo como reacción al problema originado, destacó Áñez en conferencia de prensa.

 

También se destinarán siete millones de bolivianos (más de un millón de dólares aproximadamente) para atender la emergencia, anunció el ministro de Obras Públicas, Iván Arias, tras informar que Áñez presidirá el equipo.

 

Roberto Mamani, asesor general de la gobernación de Cochabamba, reportó que un total de 188 familias fueron afectadas y 64 son consideradas como damnificadas, Además, se registraron 366 viviendas dañadas y 80 de ellas en “gran magnitud”, informó el diario Los Tiempos.

 

El sábado algunos residentes de la zona denunciaron que, tras ser afectados por el desborde del río, los postes derribados y calles inundadas, el gobierno no ha brindado el apoyo necesario.

 

JAM